Blogia
INFORME INTERNACIONAL

Republica Bolivariana de Venezuela

Republica Bolivariana de Venezuela El vicepresidente de la República Bolivariana de Venezuela, José Vicente Rangel,
se pronunció en torno a las declaraciones emitidas por el Secretario de Defensa
estadounidense, Donald Rumsfeld, en las que hacía referencia a la adquisición
de armas por parte del Gobierno venezolano.

Respuesta del Vicepresidente, José Vicente Rangel, a las declaraciones de Donald
Rumsfeld, Secretario de Defensa de EE.UU.

El Señor de la Guerra, Donald Rumsfeld, Secretario de Defensa de los Estados
Unidos declaró en la misma línea de repetir las impertinencias de siempre sobre
Venezuela. Esas impertinencias inspiradas en el propósito de involucrarse en
la política interna de otras naciones y violar la soberanía, vienen siendo utilizadas sistemáticamente por funcionarios norteamericanos.

Desde Venezuela estamos preocupados por el elevado gasto militar que lleva a
cabo EE.UU., que ronda los 450.000 millones de dólares, lo que representa un
gasto muy superior a la suma de los gastos de las 18 potencias que le siguen.
Sólo EE.UU. absorbe el 36% del gasto militar mundial. Esto ha generado una gran
preocupación en la mayoría de los países del mundo, puesto que no hay ninguna
justificación para que se construyan tantos dispositivos para la guerra.

Como han dicho en reiteradas ocasiones desde el gobierno de ese país, ellos son
la más grande potencia militar en la historia, y sus objetivos son controlar
y garantizar su hegemonía sobre el resto del mundo. ¿A qué le pueden temer para
justificar tamaño incremento del gasto militar? ¿acaso alguien cree que ese país
pueda ser invadido por alguna potencia extranjera?. Lo que pasa, como todos sabemos,
es que EE.UU. ha desarrollado una novísima doctrina a través de la cual justifican
su carrera armamentista. Se trata de la mentada Guerra preventiva. Para ellos
no se trata de hacer la paz, sino la guerra preventiva. Esa doctrina es la que
tiene preocupado al mundo entero porque, como todos sabemos, ya la han puesto
en práctica.

Esa es la gran diferencia con las compras de armas que, en un acto de plena soberanía, estamos realizando, con la única finalidad de defender nuestra independencia y garantizar la autodeterminación de nuestro pueblo. Estas armas, como todos saben, no tienen la potencialidad para agredir a nadie. Son exclusivamente armas para la defensa, a la que tenemos derecho todas las naciones de la tierra.

Tenemos que decir más: en este momento EE.UU. comienza a desarrollar una nueva
fase de su agresión imperialista contra nuestra patria. Empezaron con la guerra
de propaganda, y ahora elevan su ataque, utilizando a uno de los impulsores de
la llamada guerra de las galaxias, quien busca crearle enemigos a Venezuela,
entre nuestros amigos. La estrategia norteamericana está dirigida a destruir
la unidad latinoamericana, y apropiarse de nuestros recursos energéticos. Venezuela
es apenas un escalón de su ambición global.

Esa escalada confirma la existencia de un plan por parte del Gobierno norteamericano
contra Venezuela. Plan este que ya se ensayó el 11 de Abril de 2002 con el golpe
contra el Presidente Hugo Chávez que luego siguió desarrollándose con motivo
del paro y el sabotaje petrolero a partir del 2 de diciembre de 2002, con declaraciones sistemáticas de personeros de la administración Bush, con una campaña mediática como las que ha lanzado el imperio a través de la historia cuando se dispone a consumar una agresión, o bien con los intentos que se han detectado de acciones magnicidas y otras series de actividades desestabilizadoras.

Definitivamente, EE.UU. está preocupado porque América Latina se está liberando.
Esa preocupación es la del esclavista que no acepta la lucha liberadora de los
pueblos oprimidos. La preocupación de EE.UU. por Venezuela es porque nuestro
país está construyendo una verdadera democracia de iguales, lo que ese país no
lleva a cabo ni con su pueblo, ni en el marco internacional.

La preocupación de EE.UU. se debe a que estamos construyendo otro mundo, un mundo
en el que quepan muchos mundos. A ellos les preocupa que el Sur También exista.

Pues desde el Sur respondemos, con la dignidad como bandera y con la tamaña responsabilidad que tenemos, siendo como somos, los hijos de San Martín, de Artigas, de O´higgins, de Abreu e Lima, de Bolívar...

José Vicente Rangel
Vicepresidente de la República Bolivariana de Venezuela
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres